10 jun. 2011

Shiki, los vampiros invasores

Hola a todos!

Hoy os traigo un anime de estilo gore (sangre, vísceras, crueldad y más sangre), aunque le reconozco un buen argumento, perfecto ambiente asfixiante y auténticas perlas filosóficas...

Shiki (Demonio Cadáver) es una novela japonesa escrita en el año 1998 por Fuyumi Ono, que fue llevada al manga en 2007 y estrenó su anime en el verano de 2010.  

La historia sucede en un verano especialmente caluroso, en una pequeña villa llamada Sotoba, paisaje idílico rodeado de abetos (ideales, además, para hacer ataúdes), paz y tranquilidad... Demasiado tranquilo, por ejemplo, para Megumi... La chica sueña con ir a la gran ciudad, lucir bonita, ir a espectáculos, cine, comprar, ser actriz... Y en Sotoba está más que muerta...

Pero la cosa cambia desde el momento en que una familia difícil de ver a la luz del día se muda a una mansión de estilo europeo (Kanemasa) recientemente construida en las afueras del pueblo. Tras su llegada empiezan a suceder misteriosas pero constantes muertes entre los habitantes.

Ozaki Toshio, médico del único hospital de la aldea, inicialmente supone que se trata de una epidemia, concretamente de una especie de anemia, ya que siempre los encontraba casi sin sangre y agotados, pero más tarde descubre la realidad, y que las picaduras de insectos no tenían mucho que ver... A partir de ese momento Toshio lucha por la vida de los habitantes, intentando evitar que los levantados o Risen (renacidos tras su muerte) tomen a los vecinos.

La idea de que los vampiros deseen crear a más su misma especie con el fin de crear un sitio "tranquilo" y estrictamente suyo del que no tengan que huir es, por lo menos, novedosa. La atmósfera lúgubre, asfixiante y apagada de Sotoba está muy bien mostrada y los Risen y sus métodos de multiplicación son realmente escalofriantes.

Una cosa llamativa que me gustó fue la forma en que llaman a cada episodio. Cada uno es una forma distinta de numerar las muertes... imaginativo y rompedor, desde mi punto de vista: «Primera Sangre», «Segunda Putrefacción», «Tercera Tragedia», «Cuarta Fatalidad»...

Shiki te hace pensar en quiénes son los buenos y quienes los malos, además de lanzar una afirmación brutal sobre el ser humano: no tenemos control de nuestra capacidad de destrucción cuando se trata de matar a otros. Tarde o temprano se pierde el control...

Y hasta ahí puedo leer... Recomendado!!!

Saludos!!


No hay comentarios:

Publicar un comentario